Qué es un NO.

Eso es bueno“No… que no, he dicho que no y no voy a cambiar de opinión…”

En Inteligencia Divergente, hemos escuchado este tipo de frases tal cantidad de veces que ya no las contamos, es más, creemos que es una especie de mantra que cuando estamos hablando (hay gente que le llama a esta acción “negociar”), tenemos la impresión de que nuestros/as interlocutores están deseando decir.

Es importante recordar, o saber, que un “NO” es algo POSITIVO en muchos ámbitos,  incluido el del interesante, curioso y apasionante campo de las empresas y el emprendimiento.

Un NO,  te revela que hay algo que no estás haciendo bien, te permite mejorar, te da acceso a una información externa valiosísima (muchas empresas pagan cantidades astronómicas de dinero por tener ese tipo de información, a través de complejas y largas auditorias), te permite volver a explicar tu empresa, proyecto, producto de una manera diferente, te permite mejorar la relación con tu interlocutor, te obliga a conocer cual es la necesidad que tu posible cliente tiene y que no has detectado y en consecuencia descubrir nuevas oportunidades, te permite reconocer tus debilidades y saber cual es la eficacia de tus fortalezas… sin duda, ya has detectado que aquí hay una DAFO, pero  aún no hemos hablado de la “A”, las amenazas.

Una de las mayores amenazas, no son tus competidores, ni el mercado, ni el lugar donde te encuentras, ni el plan de negocio, ejecutivo o de marketing, no,no … una de las mayores amenazas eres tú.

Sí, has leido bien, eres tú; y eres tú ya que cuando escuchas NO, te vienes abajo, te autodestruyes, te vas, aceptas  y … ¿ya está?.

Cuando haces todo esto, no sólo pierdes imagen personal y de marca, estas perdiendo posibilidades de fidelizar a ese cliente y a futuros, pierdes posibilidades de posicionarte de manera positiva, estás perdiendo posibles beneficios para tu empresa y para tí a nivel profesional, y sobre todo te estás haciendo daño a nivel personal.

¿Qué hacer entonces?, nosotros afirmamos que lo mejor es, entrenarte para estas situaciones bajo el punto de vista de la Neurociencia, ya que entendiendo el cómo y el porqué el cerebro actúa de una manera determinada cuando recibimos ese NO, podemos gestionar esas emociones negativas que nos provoca, y en consecuencia llevar a cabo acciones que repercutan de manera positiva para nosotros, nuestra empresa  y la empresa de nuestro cliente.

Por lo tanto, recordad que ese famoso “bloqueo” que muchas personas aducen como motivo para no continuar una conversación (negociación) cuando reciben un NO, es algo totalmente salvable y sencillo de hacer. ¿Cómo? con una serie de conocimientos, mucha práctica  y sobre todo, recibiendo con una sonrisa esos estupendos “ NO”.

 

Acerca de Alfonso J. Insua

Hemisferio izquierdo de Inteligencia Divergente. Formador y trainer en Negociación, Marketing, Ventas y en el área de Altas Capacidades

Deja un Comentario

Tu dirección de email no será publicada. Required fields are marked *

*

dos + diecisiete =

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>

Scroll To Top
Recibe nuestras novedades
Recibe un aviso por e-mail cada vez que publiquemos contenido nuevo en nuestro blog o en nuestra sección de cursos :)

Acepto los términos y condiciones del aviso legal